MORTERO
IGNÍFUGO

PYROCRETE 40T

DESCARGA PDF

PROTECCIÓN PASIVA

EN TÚNELES

PERLISPRAY mortero aislante de cemento especialmente desarrollado para protección contra el fuego en túneles.

El mortero PERLISPRAY ha sido ensayado en el laboratorio EFECTIS de Holanda de acuerdo a la curva desarrollada por Rijkswaterstaat (RWS) y TNO para la seguridad en túneles.



Los daños ocasionados por un incendio en un túnel siempre tienen un coste altísimo, tanto a nivel humano como económico. Hay que tener en cuenta que un incendio en un túnel alcanza unas temperaturas elevadísimas debido a sus propias características, falta de ventilación, concentración de gases, etc. Por sus propias características un túnel se convierte en un horno. A todo esto hay que añadir la dificultad de acceder al foco del incendio por los servicios de extinción y de evacuar a la gente que se vea involucrada, sobre todo, debido a los escombros de hormigón producidos por el spalling (explosión del árido) que bloquean las vías de salida.

A la hora de diseñar un túnel hay que tener estas situaciones muy presentes, facilitar una vía alternativa de escape, una correcta ventilación, desarrollar sistemas de protección pasiva contra incendios de los elementos estructurales del túnel como por ejemplo un sistema para proteger la estructura de hormigón ya que los gradientes de temperatura al interior del hormigón son mayores dados los flujos de calor más elevados que favorecen el Spalling, implantar sistemas de detección, etc.

El coste de rehabilitar un túnel que ha sido afectado por un incendio es mucho más económico si se ha realizado previamente un tratamiento de protección pasiva contra incendios en el mismo.

La mayoría de túneles que se proyectan hoy en día van revestidos con hormigón ya que si se producen desconches o fallos de sujeción del terreno, estos no caen a la calzada, quedando contenidos por el revestimiento del hormigón. Además, los túneles revestidos con hormigón, ofrecen una menor resistencia al movimiento del aire, debido a la lisura de sus paredes, lo cual, siempre mejora la ventilación del mismo.

A pesar de que el hormigón tiene una buena resistencia a altas temperaturas, a partir de 380 °C comienza a deteriorarse y sufre el fenómeno denominado Spallig, explota el árido y el hormigón se va desgajando.

En incendios en túneles el proceso de desgajamiento del hormigón aparece enseguida.

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información estadística sobre su navegación y para ofrecerle la mejorexperiencia de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobrenuestra Política de cookies clicando en más información.
ACEPTAR
más información